<
>

Aumentan los divorcios con motivo de la COVID-19



El coronavirus ha dejado a muchas personas sin libertad para poder realizar su día a día como lo hacían antes de la pandemia. Las restricciones han propiciado que los ciudadanos pasemos más tiempo en nuestras casas, lo que ha supuesto discusiones entre los miembros de la familia, sobre todo en los matrimonios, muchos de los cuales han terminado su relación finalizándola con un divorcio.

Según datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), el impacto del coronavirus habría afectado a que las demandas de separación y divorcio hayan aumentado hasta las 25.732 durante el tercer trimestre del año 2020, lo que supone un 16,6% más con respecto al mismo periodo en el año 2019.

Más de 15.000 demandas de julio a septiembre

Desde julio hasta septiembre, se han contabilizado 14.835 demandas de divorcio consensuado, un 17,7% más que las solicitadas en los mismos meses del año 2019. Por otro lado, los divorcios no condensados ​​han aumentado un 15% más con respecto al año anterior, con un total de 9.809 solicitudes presentadas.

En cuanto a las separaciones, se han presentado 783 solicitudes consensuadas, lo que supone un aumento del 19,7% en comparación con el año 2019. Las no consensuadas se sitúan en un 6,6% más que en el año anterior, con un total de 305 solicitudes presentadas. Por otro lado, se han registrado 14 demandas de nulidad, un 16,7% superior a las presentadas en el tercer trimestre de 2019.

Suspensión de la actividad judicial durante el confinamiento

Estos aumentos se han producido después del impacto del confinamiento vivido en España a causa de la COVID-19, cuando se suspendieron los plazos procesales y la actividad de los órganos judiciales, por lo que se redujeron este tipo de demandas, según ha explicado el CGPJ.

Por regiones

Teniendo en cuenta las demandas de disolución matrimonial desde el 1 de enero de 2020, las Comunidades Autónomas con más solicitudes han sido Canarias y la Comunidad Valenciana con un 6,6%. Les siguen Baleares, con 6,1%; Andalucía, con 5,9%; Asturias y Cantabria, con un 5,7%; Galicia, 5,6%; y Murcia, 5,5%. Todas estas Comunidades superan la media nacional, establecida en un 5,4%.

Los datos más bajos se han registrado en Castilla y León y País Vasco, con un 4,3%; Madrid acumula un 4,4%; y Aragón un 4,6%. Todas ellas se sitúan por debajo de la media nacional.

Etiquetas

Siguiente

Deja tu comentario